25 / junio

Geotextiles para tubos de drenaje

Las principales funciones de un tubo de drenaje son las de recoger el agua en exceso y de evacuarla. La acción del drenaje se hace necesaria en diferentes situaciones en el ámbito civil, deportivo y agrícola. El encharcamiento o saturación de agua del suelo que dificulta la actividad de movimiento o la consolidación de las áreas necesarias para la vialidad o ejercicio de actividades deportivas, instalaciones agrarias, etc., hace preciso su tratamiento mediante el adecuado drenaje.

Las principales funciones de un tubo de drenaje son las de recoger el agua en exceso y de evacuarla. La acción del drenaje se hace necesaria en diferentes situaciones en el ámbito civil, deportivo y agrícola. El encharcamiento o saturación de agua del suelo que dificulta la actividad de movimiento o la consolidación de las áreas necesarias para la vialidad o ejercicio de actividades deportivas, instalaciones agrarias, etc., hace preciso su tratamiento mediante el adecuado drenaje.

Para cumplir con la primera finalidad es necesario que los tubos presenten unas perforaciones para que el agua del terreno pueda entrar en el tubo a lo largo de toda la instalación de drenaje; para la evacuación es necesario que el tubo esté exento de obstrucciones y posea una sección y una pendiente suficientes para asegurar el movimiento del agua.

Aquí es donde entran en funcionamiento los geotextiles, su principal misión es  prolongar la vida del drenaje ya que con sus diferentes texturas y dimensiones protegen las tuberías impidiendo que la tierra y otros elementos obturen las ranuras.

Para la función de drenaje los geotextiles se pueden utilizar de diferentes maneras:

  • Tubos de drenaje: al permeable, se puede colocar abrazando el tubo de drenaje, asegurando la protección del mismo y evitando la obstrucción del tubo drenante.
  • Lechos drenantes: protege el sistema de drenaje, previniendo la mezcla de finos.
  • Drenaje superficial: mantiene separados los finos de las diferentes capas de drenaje, asegurando la eficacia del sistema evitando las colmataciones (acumulación de sedimentos) de las diferentes capas drenantes.
  • Drenaje en edificaciones: En la edificación y trasdosado, el geotextil asegura un buen drenaje, previniendo daños por humedades.

Las principales ventajas que presentan los geotextiles y que por tanto los hacen muy útiles a la hora de emplearlos para filtros de drenaje son:

  • Resistencia a la perforación y a la tracción.
  • Excelente resistencia mecánica.
  • Permeabilidad y retención de partículas bien equilibrados.
  • Fácil manipulación.
  • Durable.
  • Resistencia química y biológica.
  • Reducen costes

Si necesitas más información sobre qué tipo geotextil es el más adecuado para tu caso concreto, puedes consultarnos en info@texdelta.com

boton3


  • 0
  • COMENTARIOS
SÍGUENOS linkedin