EL BLOG DE TEXDELTA
Información sobre los geotextiles y tejidos técnicos para la construcción
Las geomallas en la construcción de carreteras
19 / enero

Las geomallas en la construcción de carreteras

Por nuestras carreteras transitan cada día miles de vehículos y muchos de ellos son vehículos pesados. En algunos tramos, debido a la actividad comercial, la afluencia de este tipo de vehículos es todavía mayor y el impacto negativo sobre el firme de la carretera puede generar daños importantes, por eso, es fundamental que durante la construcción se utilicen diferentes materiales, para prevenir el momento en que las grietas aparezcan.

Una buena solución son las geomallas en la construcción de carreteras.

LAS GEOMALLAS DE REFUERZO

Las geomallas de refuerzo son estructuras de red recubiertas con productos que les confieren protección para conseguir reforzar el firme y prevenir así las futuras fisuras producidas por el uso continuado de la carretera. La utilización de geomallas en la construcción de carreteras permite distribuir correctamente la carga que transmiten terraplenes, cimentaciones y pavimentos, así como cargas vivas, sobre terrenos de baja capacidad portante. Se pueden combinar con geotextiles para facilitar así el proceso de instalación.

geomallas

Las geomallas de refuerzo tienen muchas ventajas:

  • Alargan la vida útil del pavimento.
  • Su instalación sencilla, muy rápida y económica.
  • Pueden ser instaladas a bajas temperaturas de acuerdo con los detalles de instalación de emulsión y asfalto.
  • Contienen una excelente adherencia entre capas debido a la presencia del geotextil.
  • Reducen la fatiga de las mezclas bituminosas.
    Son de alta resistencia a la tracción y al desgarro.
  • Protegen la fibra de vidrio de daños mecánicos.
  • Fortalecen las diferentes capas del asfalto.
  • Retardan la aparición de fisura y las minimizan.
  • Reciclabilidad del vidrio.

REFUERZO Y PREVENCIÓN DE FISURAS ES EL CASO DE LA CARRETERA CV-797 DE LA FONT ROJA (ALICANTE)

Un buen ejemplo de la aplicación de geomallas en la construcción de carreteras para el refuerzo y prevención de fisuras es el caso de la carretera CV-797 de la Font Roja (Alicante). En esta carretera, la constructora optó la instalación de la GEOMALLA DLT GRID DL GLASS porque ayuda a distribuir las cargas soportadas de forma uniforme hacia las siguientes capas con el objetivo de reforzar las zonas más débiles y prevenir las futuras grietas.

 

geomallas-carreteras

CÓMO SE INSTALAN LAS GEOMALLAS EN LA CONSTRUCCIÓN DE CARRETERAS

Como hemos comentado, una de las ventajas de las geomallas de refuerzo es su fácil instalación. A continuación, describimos su proceso de instalación de las geomallas en la construcción de carreteras:

        1. Preparación de la superficie
          Para garantizar éxito en la instalación de la geomalla, la superficie debe estar seca y libre de material suelto, de esta forma se garantizará la adhesión de las capas de asfalto. Las grietas de mayor dimensión tienen que ser tratadas y selladas con material bituminoso. No es necesario tratar las grietas que tengan una anchura menor que 3 mm.
        2. Riego y rotura de la emulsión
          La superficie se debe regar uniformemente con una dosis mínima de 0,5 litros /m2 de una emulsión catiónica rápida con un 70% de betún. En caso de utilizarse una emulsión con un 60% de betún, la dosis deberá incrementarse en 0,1 litros/m2. En el caso de que la superficie sea rugosa o fresada, el volumen de la emulsión deberá incrementarse en un 20%.
          Es necesario que la emulsión rompa antes de instalar la geomalla. Dicha rotura se manifiesta por un cambio de color que pasa de marrón a negro.
        3. Extendido e instalación de la geomalla. Solapes.
          Para una correcta instalación de la geomalla, la clave está en colocarla en modo plano y sin arrugas. El inicio de la geomalla se fija al suelo con clavos y arandelas. Los clavos se colocan a 20 cm del inicio de la tela. La geomalla se coloca de tal manera que la parte de geotextil se coloca hacia abajo, tocando la parte de la superficie. Es importante que el rollo de la geomalla no se levante del suelo mientras se desenrolla. Se puede desenrollar la malla de refuerzo de manera manual o bien de manera mecánica. No debe permitirse el tráfico habitual por encima de la geomalla antes de echar la nueva capa. Además de esto, tanto los camiones y la máquina extendedora deben conducirse muy despacio por encima de la malla de refuerzo con tal de evitar cambios bruscos de velocidad y dirección. El solape longitudinal es de 25 cm. La parte final del rollo anterior se coloca por encima de la parte inicial del siguiente rollo con el objetivo de que el camión y la máquina extendedora levanten la geomalla. El solape transversal es de 15 cm. Es necesario intentar que los solapes longitudinales y transversales no coincidan en un mismo punto. Asimismo, durante esta fase es importante evitar la formación de arrugas y deformaciones.
        4. Extendido de la capa de asfalto sobre la geomalla.
          A la hora de extender el asfalto sobre la capa de la geomalla es de vital importancia conocer la normativa vigente. El espesor mínimo de la capa que cubre la geomalla debe ser de 5 cm. Las juntas en el asfalto no deben coincidir con las juntas de la geomalla. La compactación inicial de la nueva capa debe desarrollarse con compactadores ligeros o medios. Asimismo, los rodillos pesados deberán ser utilizados a posteriori. Es importante mencionar que los rodillos con vibración pueden resultar negativos en capas con menos de 8 mm de espesor. El grado de compactación de la nueva capa se consigue siguiendo los procedimientos habituales. Por último, es importante que los camiones avancen por sí mismos y no empujados por la máquina extendedora.

carreteras-geomallas

REASFALTADO DE LA CARRETERA CV-355 EN SU PASO POR ARAS DE LOS OLMOS – LOSILLA (VALENCIA)

Otro buen ejemplo de la aplicación de las geomallas en la construcción de carreteras es el caso del reasfaltado de la CV-335 a su paso por Aras de los Olmos – Losilla (Valencia) que sufría las consecuencias del paso del tiempo y su constante soporte de cargas a alta velocidad. Por eso, se ejecutó un proyecto de reasfaltado de dicha carretera, confiriéndole más seguridad, resistencia y prolongando su vida.
La geomalla aplicada (GEOMALLA DLT GRID DL GLASS) refuerza las capas de asfalto y evita deformaciones, aumenta la capacidad de cargas dinámicas mediante la distribución de las tensiones y evita la fisuración, confiriendo al asfalto una vida útil más larga.

reasfaltado geomallas

Las fisuras y los baches que se van creando con el paso del tiempo por el uso continuado de las carreteras no son solo un problema para los conductores y los transportistas, sino para la salud vial en general. Mantener las carreteras en perfecto estado de conservación es crucial para evitar accidentes o garantizar una circulación eficiente y segura, por eso, siempre será una buena opción su refuerzo con las geomallas en la construcción de carreteras.

Post escrito en colaboración con Aulacarreteras.com

PRODUCTOS RELACIONADOS